Trasplante capilar en mujeres

Publicado en Injerto capilar

Hasta 1.000 UF 2.250 €
Hasta 2.000 UF 3.150 €
Hasta 2.500 UF 3.840 €
Hasta 3.000 UF 4.340 €
  • Primera consulta gratuita
  • Financiado desde 60 € al mes
  • Llámanos al 951 106 122 y te informamos

Te llamamos nosotros:

    El injerto capilar siempre se asocia a los hombres puesto que las mujeres suelen tener, en la mayoría de los casos, unas abundantes y largas melenas. De hecho, el cabello es uno de los símbolos que más se asocia a la mujer y su cuidado y densidad preocupa mucho a todas las féminas.

    De ahí, que las mujeres acudan más a la peluquería que los hombres para retocar su peinado, darle volumen o cambiar el color del pelo. Pero hay mujeres que no pueden hacer esto porque tienen problemas de cabello (ya sea porque su pelo es muy débil o porque se le cae de forma excesiva), con lo que el trasplante capilar en mujeres se convierte en una realidad, aunque no suela ser tan habitual como en varones.

    La pérdida de cabello afecta más a la autoestima de las mujeres que a la de los hombres pues el pelo significa mucho para ellas y puede incluso dar lugar a etapas depresivas. Existen estudios que determinan que alrededor de un 30% de las mujeres sufre de alopecia. Pero este tema sigue estando silenciado entre la población y las afectadas intentar no tratar el asunto o hacer que pase desapercibido.

    Estas mujeres deberían conocer las ventajas que les ofrece la tecnología capilar, como el injerto de pelo en Málaga. No obstante, cada vez hay más mujeres que se atreven a consultar con un cirujano la posibilidad de realizarse un trasplante de cabello para solucionar su problema.

    El trasplante capilar en mujeres no es tan habitual como en varones, pero puede ser la solución al problema de la alopecia femenina.

    El trasplante capilar en mujeres no es tan habitual como en varones, pero puede ser la solución al problema de la alopecia femenina.

    ¿Por qué pierden cabello las mujeres?

    Las mujeres pueden perder cabello por varios motivos como: estrés, dieta baja en nutrientes y proteínas, etc. Lo más normal es que la alopecia sea androgenética y produzca un aspecto de baja densidad de cabello en la zona superior de la cabeza y menos en las zonas posterior y lateral, y que encuentra su origen en los folículos pilosebáceos que inician un proceso de miniaturización, haciendo que el cabello sea más fino y se vean zonas claras en la parte afectada.

    Las mujeres con problemas de cabello, a diferencia de lo que ocurre con los hombres, no tienen entradas. La calvicie en las féminas se desarrolla de una forma distinta: más lenta y difusa. Ellas comienzan perdiendo densidad y volumen y mostrando una melena débil y dañada. También hay otro tipo de alopecia llamada carencial que es la que se da cuando se aclara y difumina el pelo por todo el cuero cabelludo. En definitiva, será mejor realizar el trasplante capilar en mujeres con alopecia de origen androgenético y en una fase no muy avanzada.

    Trasplante de pelo en mujeres, sin rasurado

    Hay que señalar que un trasplante de pelo en mujeres no es cualquier cosa, pues que el resultado sea óptimo dependerá de la elección adecuada de la técnica y de las características de la paciente. Como trasplante de cabello se entiende a la redistribución correcta de los folículos pilosos, que se basan en la introducción de pequeños injertos de cuero cabelludo que contienen las unidades foliculares.

    Las mujeres con alopecia suelen sufrir problemas de densidad capilar.

    Las mujeres con alopecia suelen sufrir problemas de densidad capilar.

    La necesidad de rasurar la cabeza es el principal inconveniente que todas las mujeres encuentran a la hora de tomar la decisión de pasar por una intervención de este tipo. Sin embargo, en los últimos años se han desarrollado técnicas de injerto capilar en mujeres con las que no se requiere rapar la cabeza para llevar a cabo el trasplante. Fundamentalmente, se habla de la técnica FUT y de la DHI.

    Técnica FUT (Trasplante de Unidades Foliculares)

    Con la técnica FUT la paciente no se tendrá que rapar el cabello antes de la intervención, por lo que es la opción más recomendada para las mujeres que sufren alopecia y que desean recuperar su cabello con la ayuda de un injerto de pelo.

    En este caso (frente al rasurado que sí se hace en hombres), el especialista obtiene los folículos con una fina tira de pelo de la nuca, sin que esto afecte a la estética. Nada hará pensar que la paciente se ha sometido a una cirugía capilar, pues su cabello permanecerá como siempre. Como con otros procedimientos, se utiliza anestesia local y el cabello crece de forma completamente natural. Otras ventajas importantes de la técnica FUT de injerto capilar en mujeres, son las siguientes:

    • Permite dar más densidad capilar a toda la parte superior de la cabeza.
    • Resultados naturales.
    • No hay que afeitarse la cabeza, por lo que no se afecta a la imagen de la mujer.
    • Rápida cicatrización.
    • Recuperación sin complicaciones.

    Técnica DHI (Direct Hair Implant)

    Por otro lado, la técnica DHI también está pensada para las mujeres, pues tampoco haría falta afeitar la cabeza, sino únicamente cortar el pelo de una pequeña parte del área donante. Además de esto, otros beneficios son:

    • Cicatriza más rápidamente, y en los días siguientes a la operación no se nota tan rosado y delicado como con FUE.
    • En lugar de hacer los canales e injertar el folículo, se usa una aguja especial que acoge el folículo, y se injerta directamente en la cabeza.
    • Se puede dar más densidad, poniendo muchos más folículos en una determinada parte.

    ¿Qué mujeres se pueden someter a un injerto capilar?

    Para una mujer, la pérdida de cabello suele ser más traumático que para un hombre.

    Para una mujer, la pérdida de cabello suele ser más traumático que para un hombre.

    Aquellas que reúnan una serie de requisitos que expondremos más adelante. De hecho, hay trabajos científicos que cifran entre un tres y un cinco por ciento el porcentaje de féminas que pueden someterse a alguna de las técnicas quirúrgicas encaminadas a luchar contra la alopecia y que obtendrían buenos resultados.

    El trasplante capilar en mujeres es posible en estos casos:

    • Aquellas que hayan perdido pelo por una alopecia por tracción (esta es una de las causas más frecuentes por las que se pierde cabello).
    • Las que sufran cicatrices por culpa de cirugías y zonas con puntos de sutura.
    • Aquellas que tengan un patrón de caída masculino, esto es, que el cabello se les caiga en zonas localizadas y no de forma difusa, o cuando la línea frontal tenga una recesión hacia atrás parecida a la de los varones.
    • Las que hayan perdido cabello por culpa de un accidente, quemadura, trauma y demás.

    Lo mejor será siempre acudir a un buen cirujano capilar que establezca el mejor tratamiento para cada caso, después de haberlo estudiado y tenga en cuenta el grado de alopecia y su evolución, valorando la posibilidad de comenzar un tratamiento empleando todas los recursos que la Medicina posee en este ámbito.

    La paciente que no sepa por qué pierde cabello deberá ir a un especialista para que le realice un estudio en el que se verifique si puede o no someterse a un trasplante capilar en mujeres y obtener buenos resultados.

    Otras técnicas de injerto capilar

    El injerto capilar es un método muy efectivo que pueden utilizar tanto hombres como mujeres. Aunque en el caso de éstas el resultado será mejor cuando la caída sea de origen androgenético y en una fase no muy avanzada. Hay que saber que no todas las mujeres pueden someterse a un trasplante de pelo pues sólo hay un grupo de ellas que serán buenas candidatas. Esto es diferente en el caso de los hombres, que en la mayoría de los casos son buenos candidatos para el injerto capilar, excepto si la calvicie que padecen está muy avanzada.

    No todas las mujeres que sufren pérdida de cabello son aptas para un injerto de pelo.

    No todas las mujeres que sufren pérdida de cabello son aptas para un injerto de pelo.

    Los hombres son más susceptibles de realizarse esta técnica porque las áreas sin pelo suelen estar localizadas en la frente (entradas) y zona alta de la cabeza o coronilla. Esto no les pasa a las mujeres que suelen perder pelo en toda la cabeza. De tal forma que en los hombres la dihidrotestosterona (DHT) no produce efecto en la zona posterior y lateral de la cabeza, que queda intacta para realizar el trasplante capilar.

    En cambio, en las mujeres hay un desequilibrio que afecta a todos los folículos del mismo modo, esto hace que las zonas escogidas para realizar el injerto puedan ser inestables. Esto afectaría al trasplante de pelo, pues para poder hacerlo el cirujano debe contar con una parte sana de la que extraer las unidades foliculares necesarias y, a veces, la pérdida de cabello en toda la cabeza hace que esto no sea posible y, por tanto, no se pueda realizar es trasplante de cabello.

    De ahí que al hacer cualquier injerto se trasplanta al completo el folículo piloso para que el cabello crezca desde la raíz de manera natural. Considerando esto, hay que señalar que muchas clínicas médico estéticas ofrecen, principalmente, dos técnicas para realizar injertos capilares de la zona del donante. Estas son:

    La técnica FUSS o de la tira en féminas

    Se calcula que el 30% de las mujeres pueden sufrir alopecia.

    Se calcula que el 30% de las mujeres pueden sufrir alopecia.

    La técnica de la tira o FUSS (Follicular Unit Strip Surgery en inglés) es aquella que consiste en extraer los pelos de la zona donante, empleando una fina banda de piel, de unos 20 cm de longitud y un centímetro de ancho, para trasplantarla después en las partes sin pelo del cuero cabelludo.

    Esta técnica de implante capilar se realiza con sutura en estas zonas y los puntos se quitan pasados 12 días más o menos. El resultado deja una pequeña cicatriz que es imperceptible al ojo humano, siempre que se deje con pelo de al menos cinco milímetros alrededor. Este método es el más tradicional.

    La técnica FUE en mujeres

    Otra técnica que se emplea mucho es la que se conoce como FUE (Follicular Unit Extraction) o técnica de la extracción individual de folículos. Este método se basa en conseguir del cuero cabelludo los pelos con una pequeña incisión circular, las unidades capilares, de forma individual, y después tratarlas con microscopio y trasplantarlas en la zona sin pelo que hay que cubrir.

    Como con esta técnica no es preciso suturar, cuenta con la gran ventaja de no dejar ninguna cicatriz. No obstante, la técnica FUE requiere rasurar casi toda la cabeza, por lo menos de la zona donante, lo que ayudará a obtener mejor los injertos.

    No se puede olvidar esto, pues muchas mujeres no quieren raparse la cabeza porque les supondría un cambio de su imagen muy brusco a medio plazo. Algunos profesionales, les aconsejan a estas pacientes que se dejen pequeñas cortinillas de pelo para disimular las zonas rasuradas. Pese a todo, hay que señalar que en estos casos la zona donante será menor y también las zonas receptoras más pequeñas. 

    El trasplante capilar en mujeres puede realizarse con la técnica FUSS o FUE.

    El trasplante capilar en mujeres puede realizarse con la técnica FUSS o FUE.

    Cualquier de las dos técnicas, hasta ahora descritas, son buenas para un trasplante capilar en mujeres. Lo único que las diferencia es el modo en el que se extrae el folículo piloso de la zona donante. Esto quiere decir que no hay una técnica mejor que otra porque las dos ofrecen los mismos resultados estéticos y cuentan con la ventaja de ofrecer una solución permanente y natural a la falta de pelo. Aunque es cierto que cada una tiene sus ventajas e inconvenientes o son indicadas para un perfil concreto de paciente.

    La mujer que desee someterse a un injerto capilar, independientemente de la técnica que elija ella o su cirujano, deberá informarse de cómo se realiza, cuáles son los riesgos que se corren, pues cualquier intervención que requiera de cirugía conlleva posibles peligros para la salud, aunque sean mínimos. Lo más importante es que el trasplante capilar en mujeres lo realice un cirujano experto en la materia y lo haga en un lugar preparado para ello (clínica, centro hospitalario, etc.).

    Déjanos un comentario