Microneedling capilar

Publicado en Tratamientos contra la alopecia

¿Qué es el microneedling y cómo funciona?

El término inglés microneedling se puede traducir al castellano como "micro punción" o "micro perforación", traducción que describe, básicamente, en qué consiste esta técnica. 

El microneedling es un tratamiento estético que busca inducir la producción de colágeno y elastina en la piel y el crecimiento capilar. Este objetivo se lograría a través de la aplicación de un rodillo con cientos de pequeñas agujas. El rodillo se pasaría repetidamente por la zona a tratar, abriendo canales microscópicos a través de los cuales la piel absorbería los principios activos que se aplican.

Casos para los que se aplica el microneedling

La terapia del microneedling tiene muchas aplicaciones en el campo de la estética. Sus defensores le atribuyen múltiples propiedades en la lucha contra el envejecimiento de la piel, así como para tratar arrugas, acné, manchas en la piel, cicatrices, estrías, flacidez de la piel en la cara, acné, dermatitis seborreica, etc.

El microneedling es un tratamiento para la producción de colágeno y elastina en la piel y el crecimiento capilar a través de la aplicación de un rodillo con cientos de pequeñas agujas.

Todos estos beneficios se obtendrían por la creación de colágeno y elastina en la piel. Además, tiene la ventaja de que es un tratamiento bastante más económico que otros y con resultados más satisfactorios que éstos. Dependiendo de la calidad de los materiales con los que esté fabricado, podemos encontrar en el mercado rodillos de microneedling desde doce o quince euros.

Microneedling y caída del cabello

Pero una de las principales aplicaciones del microneedling es combatir la caída del cabello. En este sentido, el tratamiento consistiría en la aplicación sobre el cuero cabelludo del rodillo con las pequeñas agujas. Es un tratamiento muy poco invasivo y muy seguro y tiene carácter ambulatorio.

Una sesión de microneedling contra la caída del cabello puede durar, aproximadamente entre cuarenta y cinco minutos y una hora

Una sesión de microneedling contra la caída del cabello puede durar, aproximadamente entre cuarenta y cinco minutos y una hora

En cuanto a lo que el paciente siente, podemos decir que no es una técnica especialmente dolorosa. No obstante, y dependiendo de la sensibilidad de la piel del paciente, puede ser aconsejable la aplicación de una crema con efecto anestésico para evitar cualquier molestia. 

Una sesión de microneedling contra la caída del cabello puede durar, aproximadamente entre cuarenta y cinco minutos y una hora, y generalmente se realiza en combinación con otros tratamientos.

Las terapias más usuales con las que se combina el microneedling son el Rogaine y el Plasma rico en plaquetas. Y ello se debe a que esta técnica crea micro canales en la piel a través de los cuales penetra con mucha más facilidad tanto el Rogaine como el plasma rico en plaquetas, haciéndolos mucho más efectivos. 

Una vez terminada la sesión, el especialista le aplicará una crema calmante sobre toda la zona. No es inusual que al finalizar la terapia el área tratada se encuentre ligeramente enrojecida. No es algo que deba preocuparnos, ya que dicha irritación desaparecerá por sí sola a las pocas horas. 

En cuanto a la duración del tratamiento y el número de sesiones que van a ser necesarias, va a depender mucho del estado previo del paciente y de cómo se combine el microneedling con otras terapias. Sí podemos decir que entre sesión y sesión es aconsejable dejar un plazo mínimo de un mes, plazo mínimo que puede ampliarse hasta los dos meses si la longitud de las agujas utilizadas por el médico es mayor. Dicha longitud se encuentra usualmente entre el medio y los dos milímetros.

injerto_capilar
Injerto capilar 2
Reserva tu consulta GRATUITA

Clínica Esbeltia

Málaga Barcelona Sevilla

Fotos antes y después

Opiniones de pacientes


Precauciones y contraindicaciones

El microneedling contra la caída del cabello es un tratamiento estético con muy pocas contraindicaciones y efectos secundarios. No obstante, no se aconseja en el caso de mujeres embarazadas o en período de lactancia ni para personas con problemas de coagulación.

Pero además, durante los días posteriores a la sesión, los pacientes deberán tener una serie de precauciones básicas, tales como evitar tomar el sol directo en la zona y procurar ingerir una dieta equilibrada que ayude a la producción de colágeno.

  • Artículo escrito por:
  • Doctora Maria José Fernández Jiménez
  • Licenciado en 1995 en Medicina y Cirugía por la Universidad de Málaga (UMA)
  • Colegiado 7.624 del Colegio de Médicos de Málaga
 

Déjanos un comentario